Campaña de Cebada: nuevos datos de la Bolsa de Cereales

La totalidad del área sembrada con Cebada se encuentra entre macollaje e inicio de espigazón, según los datos dados a conocer por la Bolsa de Cereales en su último Panorama Agrícola Semanal (PAS), del 8 de septiembre.

De acuerdo con lo que informa la entidad, nuevas lluvias serán necesarias sobre el centro del área agrícola para mejorar la condición del cultivo y alcanzar los rendimientos potenciales.

Cebada - PAS - Bolsa de Cereales

Algunos de los datos más relevantes del informe:
  • La falta de humedad sobre amplios sectores del centro del área agrícola continúa condicionando el crecimiento del cultivo de invierno, mientras los cuadros más adelantados se encuentran entre encañazón y espigazón.
  • Al mismo tiempo, heladas registradas a lo largo de los últimos quince días generaron daños sobre el área foliar, siendo los lotes sobre el Centro-Norte y Sur de Córdoba y el Núcleo Norte los más afectados.
  • Mientras los cuadros más adelantados sobre el Centro Norte de Santa Fe se encuentran iniciando su espigazón informando una condición de cultivo entre buena y normal, la ausencia de lluvias sobre el centro del área agrícola continúa condicionando el crecimiento.
  • Ambos núcleos, el Sur de Córdoba y el Norte de La Pampa-Oeste de Buenos Aires, reportan un menor  crecimiento y daños en el área foliar como consecuencia de las heladas registradas a lo largo de las últimas semanas. Incluso, sobre el Núcleo Norte, donde el cultivo se encuentra iniciando su encañazón, se reportan perdidas en el stand de plantas.
  • Dichas regiones dependen de lluvias en el corto plazo que mejoren la condición del cultivo.
  • Sobre el sur del área implantada, donde se concentra el 73 % del área nacional para la campaña 2022/23, gran parte de los cuadros se encuentran en pleno macollaje, mientras los lotes más adelantados sobre el Centro de Buenos Aires comienzan su periodo de encañazón.
  • Las bajas temperaturas junto a las fuertes heladas registradas los últimos quince días demoran el crecimiento del cultivo y generan amarillamiento y daños sobre el área foliar. Sin embargo, y favorecidos por las lluvias registradas durante el mes de agosto, se espera que la condición del cultivo mejore durante las próximas semanas.

Fuente: PAS – Bolsa de Cereales


Más información sobre producción y comercialización de Cebada

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.